Gimnasia abdominal hipopresiva: recuperación postparto abdominal y del suelo pélvico

lunes, 9 de abril de 2018

A menos que seáis una de esas famosas que, tras el parto, salen divinas y con tipazo de la maternidad, habréis notado los cambios que vuestro cuerpo a experimentado tras nueve meses de embarazo: cambio del tono del suelo pélvico, cambio de la curvatura lumbar, abdomen blando,...

En mayor o menor grado, las consecuencias de uno o más embarazos, suelen dejar detrás varios problemas que pueden llegar a ser realmente serios, como la incontinencia urinaria o la diástasis de rectos.

Desde hace unos años, se ha puesto de moda la gimnasia abdominal hipopresiva como método para mejorar la tonificación de la zona abdominal y del suelo pélvico, corregir la postura y evitar la sobrecarga de la zona lumbar.


Yo empecé hace un año aproximadamente a practicarlos, aunque no de forma regular. Me di de alta en un gimnasio online que me sirvió para aprender la técnica de forma fácil y sencilla y me enseñó diferentes ejercicios.

Mi problema, como siempre, es la falta de constancia... Y es que, con los hipopresivos, es fundamental la práctica diaria si queremos ver resultados a medio plazo.

Con la idea de ser más constante, durante unos meses, me decidí a realizar un curso presencial dedicado exclusivamente a hipopresivos. Me vino bien para mejorar la técnica y aprender nuevos ejercicios.

Porque una de las ventajas de los hipopresivos, es la gran cantidad de variaciones que tiene: desde ejercicios en el suelo, boca arriba, boca abajo, de cuatro patas a ejercicios de pie, caminando o incluso, combinados con otros movimientos para lograr un trabajo más profundo.

¿ Porque la gimnasia abdominal hipopresiva es perfecta para recuperar la zona abdominal y el suelo pélvico tras el parto ?

Básicamente, por la forma en que se trabaja. Los abdominales convencionales, obligan a sobrecargar la zona lumbar y producen la salida del abdominal hacia afuera. En las mujeres, durante el postaparto, estos ejercicios pueden agravar problemas ya preexistentes como la falta de tono del suelo pélvico o la diástasis de rectos.

Los hipoprevisos, trabajan de forma completamente opuesta, con hipopresión o una succión del abdomen, como si quisiéramos llevar el ombligo a la espalda y elevando el diafragma mientras mantenemos la caja torácica abierta en apnea.

Explicado así de sopetón, parece difícil, pero os aseguro que viendo algunos vídeos, os podéis hacer una idea ;-)

VENTAJAS DE LOS HIPOPRESIVOS

  1. Fortalecer la zona abdominal sin dañar la espalda. Desde el embarazo de mi hija mayor, por el aumento de peso y la curvatura debida al peso y el volumen del bebé, me ha quedado la espalda "tocada " y hacer abdominales convencionales es un suplicio. Los hipopresivos, fortalecen la zona abdominal sin sobrecargar la zona lumbar ( o al menos, sin sobrecargarla en exceso )
  2. Aumenta el tono muscular del suelo pélvico. Uno de los grandes perjudicados en el postparto, es el suelo pélvico. Los hipopresivos, en casos graves, no os van a servir de gran cosa, pero si que ayudan a recuperar la zona, ya que la gimnasia abdominal hipopresiva incluye ejercicios de Kegel durante la contracción abdominal, activando toda la zona
  3. Prevenir o corregir las pérdidas de orina. Al fortalecer la zona pélvica, mejora el tono muscular y la incontinencia.
  4. Fortalecer el core abdominal
  5. Recolocar las vísceras tras el parto y mejorar el tránsito intestinal
  6. Mejora las relaciones sexuales. ( recordad que se realizan ejercicios similares al Kegel )
  7. Disminuir el perímetro abdominal. Ya os decía al principio que, para ver resultados, es importante la constancia... Si de verdad queréis ver una disminución del perímetro abdominal, tendréis que trabajar a diario
  8. Corregir la postura. Para realizar los ejercicios, es importante mantener una postura correcta que, a su vez, nos ayuda a mejorar la colocación de la columna.
  9. Aumentar la resitencia cardio-pulmonar. Los ejercicios hipopresivos se basan en las apneas y la apertura de la caja torácica, por lo que, al trabajar el diafragma y la respiración, aumenta la capacidad respiratoria

CONTRAINDICACIONES

Aunque puedan parecer la panacea, los hipopresivos están contraindicados en personas hipertensas, ya que producen un aumento de las presiones intracavitarias, lo que puede ser peligroso

Tampoco está indicado en mujeres embarazadas, ya que puede producir contracciones, el postparto inmediato ni cuando se está menstruando, ya que los ejercicios implican trabajar la zona pélvica de forma intensa y puede ser molesto

Tampoco es aconsejable realizar ejercicios hipopresivos después de comer, ya que puede producir dolor e incomodidad ( os lo digo por propia experiencia ).


EXPECTATIVAS Y RESULTADOS

Es importante ser realistas con nuestros objetivos a la hora de realizar los ejercicios hipopresivos, pero con cierta constancia y dedicación, en pocos meses podemos mejorar el tono de nuestros abdominales y nuestro suelo pélvico, sin descuidar la alimentación, por supuesto ;-)

Ya os he dicho que mi gran problema es la falta de constancia, pero he ido aprendiendo nuevos ejercicios que me permiten realizarlos en cualquier momento del día, mientras estoy sentada trabajando. Son ejercicios discretos que apenas nadie nota a menos que se fije...

Mi recomendación es que, si queréis iniciaros en la gimnasia abdominal hipopresiva, busquéis un centro donde aprenderlos y luego, practiquéis a diario en casa. Una vez se conoce la técnica, no requiere que nadie te dirija a la hora de realizarlos, por lo que se pueden hacer en casa, a cualquier hora del día

¿ Conocías los ejercicios hipopresivos ? ¿ Los habéis practicado ? ¿ Os funcionan ?







No hay comentarios :

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails