Los hijos y la calidad de vida

miércoles, 1 de febrero de 2017

Las polémicas en el 2.0 son cíclicas... Cada cierto tiempo sale algún famoso, famosete o famosillo con declaraciones de lo más diversas que suscitan debates más o menos acalorados y, con más o menos insultos según cómo nos pille...

Esta vez, la que ha hecho saltar la liebre ha sido Samantha Villar, presentadora de televisión y periodista que ha sido madre hace menos de un año a través de la donación de óvulos.

Yo la verdad es que no veo la tele, y no he visto ni sus programas ni he leído ese libro que ahora todo el mundo la acusa de promocionar con unas declaraciones que han hecho explotar las redes...

A saber: la muchacha, entre otras cosas, ha dicho que "La Maternidad te hace perder calidad de vida "... Y claro, ya hemos saltado todas como lobas al cuello de Samantha... Y será que a mi me ha pillado ovulando, o que mi época de talibana boca-chancla ha quedado en el pasado, pero que no consigo ver dónde está el problema.



¿ Qué es la calidad de vida ?

Aquí os tendría que preguntar una por una que entendéis por calidad de vida... ¿ Viajar ? ¿ ir de compras ? ¿ ir al gimnasio ? Para cada persona, el concepto " calidad de vida " es muy variable.
Si miramos en la Wikipedia que todo lo sabe, la calidad de vida comprende diferentes factores: sociales, económicos, personales,... Por lo que, queda claro que es un concepto muy personal ( a menos que estemos hablando en términos sanitarios, que para eso hay muchas escalas ).


Los hijos y la calidad de vida

«Yo no soy más feliz ahora de lo que era antes», afirma, y «tener hijos es perder calidad de vida», aunque «hay momentos que dices: son preciosos. Una cosa no quita la otra».

Llegados a este punto, me pregunto a mi misma si mi calidad de vida es peor ahora que hace, yo que se, diez años por poner un tiempo en que no tenía hijas...  ¿ Y sabéis que ? Que si, que he perdido en calidad de vida, porque duermo menos, tengo menos ingresos y más gastos, meo acompañada casi los 365 días del año, suelo comer sobras, casi nunca voy limpia porque mis hijas me obsequian con manchurrones, he olvidado cuando fue la última vez que me teñí, mis piernas piden a gritos una depilación y las uñas de los pies empiezan a parecer almejas, hay días que no hago más que gritar, no veo nada en la tele par mayores de 8 años, ...  Si todo esto no es perder calidad de vida, ya me diréis que es!!!

Peeerooo... Una cosa no está reñida con la otra y todo eso no significa que la maternidad sea una mierda, que mis hijas no sean lo mejor que me ha pasado nunca o que no las quiera con locura. No, la maternidad real nos cambia la vida para siempre, nos lleva a experimentar otras situaciones que no habíamos imaginado nunca y nos hace reinventarnos en muchos aspectos.


La maternidad como culminación de la felicidad

«Abandonemos ya esta idea de que la maternidad es el último escalón en la pirámide de felicidad de una mujer», proclama la autora del libro, editado por Planeta.

Yo siempre he querido ser madre, me siento feliz por ello.... Pero entiendo que haya personas que no sean más felices, porque maternidades hay más de una y situaciones personales que deberíamos respetar.

Y si, creo que en cierto modo la sociedad nos ha vendido una imagen idealizada de la maternidad como culminación de nuestra vida, pero no nos ha explicado las "perdidas" que puede suponer



Maternidad real vs Maternidad Idealizada

«Hay un relato único de la maternidad como un estado idílico, que no coincide con la realidad y estigmatiza a las mujeres» que lo viven de manera distinta, ha comentado Samanta Villar en una entrevista con Efe.

Ay! Que bonito debate hablar de esto... Yo soy de las que cree que tenemos la maternidad idealizada... Y no me digáis que tenemos la información al alcance de un click, porque ni yo sabía que hubiera tanta información en el 2.0 sobre crianza!!! Que a veces nos pensamos que está toda la población mundial metida en redes, blogs y demás, pero va a ser que no.

Muchas madres han hablado de sus "sombras" de la maternidad, porque haberlas haylas. Aunque nos emperremos en mostrar solo lo bonito, hay que empezar a normalizar la maternidad desde ya sin convertirla en un estado idealizado.

Y seguramente es un problema social o de estilo de vida, o tal vez es culpa de las princesas Disney ( por culpar a alguien ), pero lo cierto es que nadie te habla de los pañales bomba, del cansancio, de la soledad,....



Pero Samantha dice mucho más...

Ahora, tras un año dedicada al cuidado de los hijos, Villar opina que «lo mejor es ser tía» porque «es lo más cercano a la madre», pero se ahorra «el dolor físico del agotamiento y el hundimiento moral de decir: ¡no puedo más!».

Si claro, dice mucho más, como que mola más ser tía... Yo tengo la mala suerte de ser hija única y no voy a ser tía de nadie, pero lo entiendo perfectamente: ser tía es la parte guay, la de jugar con el bebé o el niño, la de hacer el payaso... Pero sin las obligaciones, las preocupaciones o los quebraderos de cabeza de ser madre, sin tener que tomar decisiones, sin pasarse las noches sin dormir...

Lo curioso es que no he visto comentarios sobre el tema de la ovodonación, que es el tema más general de la entrevista y del que creo que trata en gran parte el libro 8 o eso he entendido yo al leerla )


Todo es una estrategia para promocionar su libro

Pues tal vez si, o tal vez no... Tal vez ha expresado su opinión, su visión de la maternidad que no tiene porque ser más o menos válida que las nuestras.

También me ha sorprendido los que la acusan de quejarse de la maternidad, pero que luego tenga tiempo de escribir un libro teniendo dos bebés en casa... Supongo que todas las personas que han usado ese argumento han dejado de seguir a media blogosfera maternal, que ya me explicareis como se hace para cuidar de los hijos ( de forma respetuosa ), escribir posts diarios y estar en redes 24h...

En fin, que creo que aquí todos han corrido a poner verde a Samantha, pecando una vez más de eso que siempre nos quejamos: de juzgar a los demás.

Yo, por mi parte, teniendo en cuenta que ni me va ni me viene el tema, no dejo de maravillarme de lo susceptible que es el ser humano en según que temas, sobre todo en los relacionados con la crianza, como si nos fuera la vida en ello.

2 comentarios :

  1. Clap, clap! Standing ovation &% hats off... Claro y conciso, directo y a la mandibula...

    Es un tema de prioridades y expectativas: yo he perdido calidad de vida en ciertos aspectos, quizá (individuales y egoistas)... Pero ha aparecido una nueva dimensión en mi vida, un nuevo sentido, que me llena y me hace feliz.

    Lo dicho, esto depende de como lea cada uno el cambio de vida que le ha sobrevenido. Y en eso, como los culos, cada uno tiene el suyo...

    Culo..?? Papá has dicho culo...??

    ResponderEliminar
  2. De acuerdo contigo. No sé porque pero últimamente todo el mundo se escandaliza con cualquier cosa relacionado con la maternidad, a veces parece que todo lo que haces está mal, porque todo el mundo se dedica a opinar como debes criar a tus hijos (algunos sin tenerlos).

    Bueno y no solo a como debes criarlos, si no también como debes sentirte: feliz, pletórica y encantada. A veces parece que está prohibido quejarse y decir que estás agotada.

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails