¿ Donde están las amistades ?

lunes, 19 de julio de 2010

No soy precisamente una persona extrovertida y con muchas amistades, más bien soy todo lo contrario, podría contar con los dedos de una mano a las personas que considero amigas de verdad. Después están los conocidos, generalmente son muchas personas, con las que se mantiene mayor o menor relación.

Desde que soy madre, he descubierto que es un camino más solitario de lo que pensaba. Gente a la que consideraba amistades han desaparecido de mi vida por arte de magia. Por otro lado, debo admitir que la maternidad también me ha traído nuevas amigas, con intereses y preocupaciones similares a las mías.

La verdad es que supongo que está sensación es de doble sentido, que amigas mías también se sentirán "abandonadas" por mi, por eso, a las que han sido madres las comprendo, porque pasas a tener otras prioridades, a parte de mucho más trabajo. Lo que no entiendo es a las que no tienen hijos...Tal vez la maternidad les produce alergia...

La situación está muy bien descrita por Armando en la web bebes y más



Sucede algo parecido a cuando tienes 15 años y uno de tus amigos se “echa novia”. Por arte de magia desaparece. Ya no viene a jugar los partiditos de fútbol de los viernes, no quiere venir al cine a ver películas de acción porque ha quedado con su novia para ver una romántica (o para no verla, vete a saber) y no sale de fiesta contigo porque ya tiene otros planes.
Al final te acabas por acostumbrar a que los amigos vayan desapareciendo a medida que se echan novia, hasta que tú también te la echas y os juntáis todos de nuevo porque ahora ya eres del club de las parejas.
Pues bien, esto mismo sucede cuando uno de tus amigos tiene un hijo, desaparece. O bien,desapareces tú porque has sido padre. Ya no te interesa salir de fiesta (ni te quedan ganas probablemente), las once de la noche te empieza a parecer tarde y te das cuenta de que chutar una pelota es algo bastante ridículo y absurdo si tu hijo no está cerca para hacerlo contigo.

Así empiezas a dejar de ver a tus amigos de siempre y haces nuevos amigos que tienen como característica común el hecho de ser padres. Hablas con ellos de los temas de siempre (el fútbol sigue siendo fútbol aún siendo padre), pero añades comentarios acerca de la última película infantil que se ha estrenado, lo bien que te lo puedes pasar en el zoo, el estado en que se encuentran los columpios de los parques o el último libro de crianza que te has leído, temas que tus amigos sin hijos desconocen por completo.



¿ Que tal os va a vosotros con las amistades ? ¿ han "desaparecido" o siguen con vosotros ? ¿ habéis hecho nuevas amistades ?

10 comentarios :

  1. Bueno, la verdad es que para eso de mantener amistades soy un poco desastre o vago. Tengo muy pocos buenos amigos y generalmente siguen ahí a pesar de los cambios. Aunque habría que decir que poco a poco a todos nos han ocurrido los mismos cambios, jejeje

    ResponderEliminar
  2. Yo soy muy estrovertida, pero me pasa lo mismo que a ti. Ya cuando estaba embarazada dejé varias amistades en el camino y empecé otras nuevas. Ahora he retomado alguna del pasado, conservo más otra y he hecho alguna nueva. Pero vamos, amistades sigo contando con los dedos de una mano y conocidos empiezo a contarlos con la otra...

    ResponderEliminar
  3. Eso que cuentas, se multiplica por 10 cuando, además, te vas a vivir a otro país... :(

    ResponderEliminar
  4. Como a ti mis amigas de verdad se cuentan con los dedos de una mano y me sobran dedos.
    En mi caso, poco ha cambiado. Mias amigas siguen ahi, y siempre que quedan conmigo aceptan nuevas rutinas y horarios y ninguna tiene hijos.
    Amigas nuevas no he hecho, no he tenido ocasion y ademas no soy muy abierta al principio q digamos.
    Con las cecinas de mi patio lo paso fatal y mira q le dicen cosas a mi peque desde q nacio¡¡¡pero mke da una verguenza tremenda, no se. Quizas sea pq ya tienen su circulo hecho, sus peques son mas grandes q julito y tienen mas tiempo para estar en el patio, yo cuando llego me tengo siempre q subir a casa para seguir haciendo cosas y no puedo estar el rato q me gustaria abajo.

    ResponderEliminar
  5. Yo tengo pocas amistades, muy pocas. Y reconozco que en este tema ya estoy bastante cansada porque me he llevado muchos palos y eso desmoraliza bastante.

    ¿Notar que he sido madre?. Bueno, en nuestro caso no demasiado. Yo hace ya años que no era capaz de sintonizar con el "standar" de persona de mi edad, así que los amigos que he tenido han estado siempre en nuestra onda, incluso han tenido hijos antes que nosotros.

    Pero algo sí se nota, sí, sobre todo cuando esos amigos crían a sus hijos de forma diferente a la nuestra, no sólo no hay identificación que anime a continuar la relación sino que se producen situaciones incómodas porque no se puede hablar de nada con franqueza.

    Es complicado!

    ResponderEliminar
  6. Pues mi experiencia es muy similar a la vuestra, tampoco soy de muchos amigos, mas bien muy pocos, pero es cierto que nuestra agenda se ha renovado hace unos años cuando adoptados a nuestros niños. Es una experiencia profunda que nos ha cambiado a los dos y desgraciadamente también ha demostrado la cara de algunos pseudoamigos.... Nosotros llegamos a la conclusión de que es muy bueno renovar la agenda de vez en cuando.

    ResponderEliminar
  7. Yo también he dejado por el camino amigos, conocidos, personas que creía tener cerca pero realmente después no fue así.

    A cambio he ganado otras amistades, personas que me están enriqueciendo mi vida en estos momentos. Una vida con hijos, con intereses distintos. Aunque poca gente comprende mi manera de ver la vida, de criar a mi hijo, de ser yo. NO soy rara, no me considero tal, pero sí soy fiel a mis ideas, a mis principios, y eso parece ser lo raro.

    La amistad es un tesoro y a veces es difícil de conseguir.

    ResponderEliminar
  8. Bueno, la verdad es que esas cosas nos han pasado a todos, por supuesto el no seguir el ritmo de salidas que se tienen antes puede influir.
    De todas formas eso suele suceder más entre conocidos como yo digo. De esos muchos, Pero amigos, amigos pocos, si te soy sincera y a esos los conservo a través de los años.
    Siempre tienes conocidos nuevos de esos que te dicen "uy he conectado contigo, somos almas gemelas, yo nunca he tenido amigos bla,bla,bla" y a esos ya les ves venir de sobra. Así que cuando se van tampoco te sorprende. XDD

    Otro factor curioso cuando tienes hijos es las parejas en edad de procrear que se te arriman porque tienen un hijos con la idea de practicar.

    Eso me ha pasado dos veces.
    La primera con mi hijo recien nacido.

    Unos vecinos que jamás nos habían dedicado un "por ahí te pudras" de la noche a la mañana se convirtieron en "intimos". Un año despues tenían su propio bebé y si te he visto no me acuerdo.

    Hace poco ha vuelto a pasar. Una de esas personas que conoces por internet y que esta deseperada por tener hijos y se desvive diciendote lo buenisimos padres que somos, etc. Consigue al fin tener un hijo y entonces, ya no le haces falta y decide que mejor salgas de su vida sin darte ninguna explicación.

    Pues bueno, tal día hizo un año,como se dice.
    Gente así la encuentras en todas partes. XDD

    Nunca voy a obligar a nadie a ser amigo mio y yo sé perfectamente cuando una persona sigue siendo mi amigo aunque haga un año que no nos vemos cara a cara. El secreto es que al descolgar el telefono y oir tu voz notas que se alegra de oirte, que no le ha fastidiado tu llamada.
    Esto me lo dijo una vez una buenisima amiga mia que conservo desde hace muchos años y que en este sentido tiene mas razón que un santo.

    Así que en conclusión. Si un amigo desaparece sin dar explicaciones, o por motivos absurdos, no te preocupes porque no pierdes un amigo ya que nunca lo tuviste.

    :)

    ResponderEliminar
  9. Bueno, la verdad es que esas cosas nos han pasado a todos, por supuesto el no seguir el ritmo de salidas que se tienen antes puede influir.
    De todas formas eso suele suceder más entre conocidos como yo digo. De esos muchos, Pero amigos, amigos pocos, si te soy sincera y a esos los conservo a través de los años.
    Siempre tienes conocidos nuevos de esos que te dicen "uy he conectado contigo, somos almas gemelas, yo nunca he tenido amigos bla,bla,bla" y a esos ya les ves venir de sobra. Así que cuando se van tampoco te sorprende. XDD

    Otro factor curioso cuando tienes hijos es las parejas en edad de procrear que se te arriman porque tienen un hijos con la idea de practicar.

    Eso me ha pasado dos veces.
    La primera con mi hijo recien nacido.

    Unos vecinos que jamás nos habían dedicado un "por ahí te pudras" de la noche a la mañana se convirtieron en "intimos". Un año despues tenían su propio bebé y si te he visto no me acuerdo.

    Hace poco ha vuelto a pasar. Una de esas personas que conoces por internet y que esta deseperada por tener hijos y se desvive diciendote lo buenisimos padres que somos, etc. Consigue al fin tener un hijo y entonces, ya no le haces falta y decide que mejor salgas de su vida sin darte ninguna explicación.

    Pues bueno, tal día hizo un año,como se dice.
    Gente así la encuentras en todas partes. XDD

    Nunca voy a obligar a nadie a ser amigo mio y yo sé perfectamente cuando una persona sigue siendo mi amigo aunque haga un año que no nos vemos cara a cara. El secreto es que al descolgar el telefono y oir tu voz notas que se alegra de oirte, que no le ha fastidiado tu llamada.
    Esto me lo dijo una vez una buenisima amiga mia que conservo desde hace muchos años y que en este sentido tiene mas razón que un santo.

    Así que en conclusión. Si un amigo desaparece sin dar explicaciones, o por motivos absurdos, no te preocupes porque no pierdes un amigo ya que nunca lo tuviste.

    :)

    ResponderEliminar
  10. Perdona por el comentario repetido pero blogger me odia. El primero salía como error y lo tuve que poner sin la cuenta de blogger y ahora resulta que me coloca los dos.
    ¿He dicho ya que odio Blogger? XDDD

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails